RSS

Archivo de la etiqueta: Arte tétrico

El Beso de la Muerte

Beso de la Muerte

Beso con sabor a última despedida.

Fotografía y retoques por La Exuberancia de Hades (Cementerio de Poblenou, Barcelona).

 
2 comentarios

Publicado por en 21 agosto, 2016 en Arte, Cultura, Mis Fotografías

 

Etiquetas: , , , , , ,

Santos enjoyados

Los santos enjoyados, también conocidos como los santos de las catacumbas, son cadáveres de la Antigua Roma que fueron exhumados de las propias catacumbas de Roma, habiendo recibido nombres ficticios y siendo enviados al extranjero (principalmente Centroeuropa) como reliquias de (supuestos) santos entre los Siglos XVI – XIX.

Durante el Beeldenstorm (“tormenta de las estatuas”, englobada en lo que se denominó Furia Iconoclasta, término utilizado para referirse a episodios de destrucción de imágenes religiosas que tuvieron lugar en Europa durante el Siglo XVI) la iconoclasia del Siglo XVII, las iglesias católicas de toda Europa fueron despojadas sistemáticamente de sus símbolos religiosos, iconografía y de las reliquias. En respuesta, el Vaticano ordenó que miles de esqueletos fueran exhumados de las catacumbas romanas y se instalasen en ciudades a lo largo de Alemania, Austria y Suiza.

Pocos de los cadáveres pertenecían a personas con algún significado religioso, aunque dado su entierro, algunos podrían haber sido los primeros cristianos mártires. A pesar de desconocer su origen de forma exacta, cada uno de los esqueletos era cuidadosamente vestido y decorado como uno de los diversos santos católicos. Ya que se creía que dichos esqueletos pertenecieron a mártires cristianos, sus huesos fueron engalanados de la cabeza a los pies por personas que hicieron votos sagrados. Fueron vestidos, lujosa y profusamente con sofisticados trajes, se ataviaron con pelucas y se adornaron con coronas de oro y joyas, desde gemas coloridas hasta grupos de perlas. Una iglesia llegó a pagar 75 gulden (monedas de oro) por vestir a su santo.

Aunque la venta de las reliquias era considerada simonía (acción o intención de negociar con cosas espirituales), algunas iglesias del centro de Europa lograron financiación para hacerse con alguno de estos “santos” cubiertos de joyas. Durante casi tres siglos estos cadáveres ornamentados fueron venerados como protectores de las comunidades, siendo objeto de plena adoración. En el Siglo XIX y con la llegada de la Edad Moderna, muchas de las falsificaciones habían sido descubiertas, hecho el cual produjo que algunos de estos esqueletos fueron despojados de sus mejores galas y otros destruidos, mientras que el resto fueron ocultados y guardados en almacenes. Finalmente estos “santos” resultaron ser una fuente de vergüenza para la propia Iglesia.

El historiador del arte, autor y fotógrafo Paul Koudounaris revivió el interés en los santos de las catacumbas con su libro de 2013, Heavenly Bodies. En la publicación del libro, Koudounaris trató de encontrar y fotografiar cada uno de los santos enjoyados existentes y que aún hoy se conservan.

Cráneo de San Benedictus en Muri (Suiza)

Cráneo de San Benedicto en Muri (Suiza).

Cráneo de San Getreu en Ursberg (Alemania)

Cráneo de San Getreu en Ursberg (Alemania).

Cráneo relicario de San Deodato en Roggenburg (Alemania).

Mano de San Teodosio en Waldsassen (Alemania)

Mano de San Teodosio en Waldsassen (Alemania).

Mano de San Valentín en Bad Schussenried (Alemania)

Mano de San Valentín en Bad Schussenried (Alemania).

San Alberto en Burgrain (Alemania)

San Alberto en Burgrain (Alemania).

San Benedictus en la Iglesia de San Miguel en Múnich (Alemania)

San Benedicto en la Iglesia de San Miguel en Múnich (Alemania).

san-candido-en-irsee-alemania

San Cándido en Irsee (Alemania).

San Cronatus en Heiligkreuztal (Alemania)

San Cronatus en Heiligkreuztal (Alemania).

San Deodatus en Rheinau (Suiza)

San Deodato en Rheinau (Suiza).

San Félix en Gars Am Inn (Alemania)

San Félix en Gars Am Inn (Alemania).

San Friedrich en Melk (Alemania)

San Friedrich en Melk (Alemania).

san-graciano-en-waldsassen-alemania

San Graciano en Waldsassen (Alemania).

San Konstantious en Rorschach (Suiza)

San Konstantious en Rorschach (Suiza).

san-longino-en-tunzenberg-alemania

San Longino en Tunzenberg (Alemania).

san-maximo-en-burglen-suiza

San Máximo en Bürglen (Suiza).

San Pancracio con armadura del Siglo XVIII

San Pancracio con armadura del Siglo XVIII.

san-severino-en-kisslegg-alemania

San Severino en Kisslegg (Alemania).

san-teodosio-en-waldsassen-alemania

San Teodosio en Waldsassen (Alemania).

St Valentinus in Waldsassen

San Valentín en Waldsassen (Alemania).

San Valerius en Weyarn (Alemania)

San Valerio en Weyarn (Alemania).

San Vincentus en Stams (Austria)

San Vincentus en Stams (Austria).

Santa Catalina

Santa Catalina. *(Lugar de entierro sin datos).

santa-faustina-en-porrentruy-suiza

Santa Faustina en Porrentruy (Suiza).

Santa Luciana de Heiligkreuztal (Alemania)

Santa Luciana de Heiligkreuztal (Alemania).

Santa Munditia en Múnich (Alemania)

Santa Munditia en Múnich (Alemania).

Santa Severina en Roggenburg (Alemania)

Santa Severina en Roggenburg (Alemania).

En el jardín del olvido, la muerte se viste con joyas de santidad.

La Exuberancia de Hades.

Nota: Todas las fotografías que aparecen en esta entrada están realizadas y son propiedad de Paul Koudounaris, mostradas aquí únicamente por divulgación e interés cultural.

Fuentes: Paul Koudounaris (empiredelamort.com), Wikipedia, The Guardian, The Telegraph, elaboración propia.

 
 

Etiquetas: , , , ,

Pieter Brueghel el Viejo – El Triunfo de la Muerte

El Triunfo de la Muerte es una pintura al óleo perteneciente a la escuela flamenca y realizado por Pieter Brueghel “El Viejo” (Circa 1525 – 1569) hacia 1562 y con unas medidas de 115 cms x 162 cms. Es una obra maestra realizada hacia la madurez del autor, se mantiene en ella los principios estéticos propios de los Países Bajos, caracterizados por un sistema narrativo de composición que pormenoriza la anécdota y el detalle. El Triunfo de la Muerte está influido estilísticamente en gran medida por El Bosco. En esta obra alegórica y moral, un ejército de esqueletos arrasa a los seres vivos que encuentra a su paso, provocando un holocausto de horror, muerte y destrucción. Esta imagen tiene inspiración en el tema medieval de la “Danza de la Muerte”, todos los hombres están condenados a morir sin distinción entre gobernantes, soldados, clérigos y campesinos. Todas las jerarquías son representadas iguales ante la muerte, como el emperador muerto con su capa, cetro y corona a la izquierda o el bufón que corre a esconderse detrás de la mesa. En la tradición medieval también aparece la mesa con los desordenados restos del banquete que alude al tema “vanitas” o la fugacidad de las cosas, de la misma manera está implícito el tema “ubi sunt”, cantado por Jorge Manrique en las Coplas a la Muerte de su Padre. Todo ello incide en la dramática idea de la vanidad de las cosas terrenales ante el inexorable verdugo que es representado a lomos de un famélico caballo rojizo y arrastrando un carro lleno de trofeos, apareciendo triunfante y grotesco al lado derecho de la composición.

El paisaje en la obra es yermo y muestra multitud de escenas de destrucción y en donde la gente es conducida a un enorme ataúd, sin esperanza de salvación. En la escena, solo una pareja de amantes en la parte inferior derecha parece mantenerse a la ajena al futuro que un día también padecerán. El Triunfo de la Muerte perteneció a la reina Isabel de Farnesio, teniéndola en el Palacio de la Granja de San Ildefonso (Segovia) en 1745. Actualmente se encuentra expuesta en el Museo del Prado de Madrid.

Ficha de la pintura en el Museo del Prado de Madrid:

https://www.museodelprado.es/coleccion/galeria-on-line/galeria-on-line/obra/el-triunfo-de-la-muerte/?no_cache=1

 
Deja un comentario

Publicado por en 11 marzo, 2012 en Arte, Cultura

 

Etiquetas: , ,

El Tenebrismo de Juan de Valdés Leal

Dos alegorías (Finis Gloriae Mundi & In Ictu Oculi) sobre la vanidad, caducidad de los bienes mundanos y brevedad de la vida terrena pueden considerarse como importantes obras dentro del Barroco español. Ambas están fechadas en 1672, conservándose en el Hospital de la Caridad de Sevilla.

Juan de Valdés Leal (Sevilla 04-05-1622 – Sevilla 15-10-1690) fue un pintor Barroco español con tendencia al tenebrismo y caracterizado por el fuerte colorido de sus obras, siendo visible un toque naturalista capaz de llevar hasta una exageración dramática en sus creaciones.

“El fin de las glorias mundanas en un abrir de ojos”.


 
Deja un comentario

Publicado por en 1 febrero, 2011 en Arte, Cultura

 

Etiquetas: , ,

 
A %d blogueros les gusta esto: