RSS

Pequeños Dinosaurios I

04 Jun

Eoraptor (Ladrón del amanecer).

Periodo: Triásico Medio – Superior. Hace 230 – 225 millones de años.

Tamaño: Alrededor de 1 metro de longitud y 30 centímetros de altura.

Peso: Aproximadamente 10 kilogramos de peso.

Localización fósiles: Descubierto en 1991 por Ricardo Martínez. Se han encontrado restos en Argentina.

El Eoraptor es uno de los dinosaurios más antiguos que se han descubierto hasta la fecha y de los pocos dinosaurios primitivos de los que se ha hallado un esqueleto completo. El Eoraptor poseía unos huesos ligeros y huecos, con largas y delgadas patas que terminaban en pies con tres dedos. Este dinosaurio de cuerpo liviano, conseguía estabilidad manteniendo su cola estirada, limitándose a alcanzar a sus presas con su gran velocidad y atrapándolas con la ayuda de sus patas delanteras que poseían cinco dedos, aunque solamente tres de ellos terminaban en garras, los otros dos eran más cortos. Los dientes afilados del Eoraptor denotaban claramente sus hábitos carnívoros (reptiles y mamíferos pequeños e insectos) aunque se ha sugerido que fuera omnívoro debido a su dentición heterodonta y con gran variedad de piezas dentales. Este dinosaurio primitivo mantenía la postura erguida sobre sus dos largas patas traseras, debido a la resistencia estructural que le proporcionaban las vértebras fusionadas de la zona de su cadera.

Eoraptor

Coloradisaurus (Lagarto de Los Colorados).

Periodo: Triásico Superior (Noriano). Hace 218 – 210 millones de años.

Tamaño: Alrededor de 4 metros de longitud y 2 metros de altura.

Peso: Aproximadamente 100 kilogramos de peso.

Localización fósiles: Descubierto por José F. Bonaparte en 1978. Se han encontrado restos en Argentina.

El Coloradisaurus es uno de los prosaurópodos más pequeños de los que se tiene constancia y se piensa que puede ser la versión adulta del Mussaurus, debido a que ambos vivieron en la misma época y región y que los restos de Coloradisaurus se encontraban en la misma zona donde se hallaron el nido de crías de Mussaurus pero desafortunadamente, las pruebas para poder demostrar a ciencia cierta este respecto son muy escasas. El Coloradisaurus era un dinosaurio vegetariano de cabeza pequeña, ojos grandes y cuerpo robusto y cuello relativamente largo. Sus dientes poseían bordes irregulares muy adecuados a la hora de arrancar hojas y masticarlas. Sus patas traseras eran seguramente lo suficientemente fuertes como para permitir al Coloradisaurus erguirse sobre ellas, apoyándose en su cola para conseguir estabilidad y alcanzar así la vegetación de mayor altura. Es posible que el mantenerse sobre sus patas traseras también le sirviera para disuadir a posibles depredadores. El Coloradisaurus poseía garras afiladas en sus patas delanteras, las cuales podrían ser utilizadas para alcanzar el alimento y también como método de defensa ante depredadores. Este dinosaurio recibió en principio el nombre de Coloradia, pero se cambió debido a que este nombre ya se había asignado a una polilla.

Coloradisaurus

Coelophysis (Huesos huecos).

Periodo: Triásico Superior (Noriano). Hace 216,5 – 203,6 millones de años.

Tamaño: Entre 2,5 – 3 metros de longitud y 1 metro de altura.

Peso: Aproximadamente 28 kilogramos de peso.

Localización fósiles: Descrito por Edward Drinker Cope en 1879. Se han encontrado restos en Estados Unidos (Arizona y Nuevo México).

El Coelophysis fue uno de los primeros dinosaurios. Podría haber sido carroñero pero era ciertamente un eficaz depredador, dotado de unas potentes patas traseras y un cuerpo delgado y largo que estaba diseñado para ser ágil y rápido. Los huesos de sus patas estaban huecos prácticamente en su totalidad, de ahí debe su nombre, y su cráneo, que presentaba grandes aberturas, hacía que se redujese su peso corporal de esa manera. El Coelophysis poseía un cuello largo y flexible que le ayudaba a sujetar a las presas entre sus mandíbulas. Es muy posible que este dinosaurio cazase en manada, lo que le habría permitido capturar presas de mayor tamaño. La cola del Coelophysis, al igual que en otros dinosaurios pequeños y bípedos, servía como contrapeso y le permitía mantener su cuerpo prácticamente en posición horizontal respecto al sueño mientras corría. Poseía manos con tres garras afiladas (y una cuarta garra inútil) que le habrían sido útiles para sacar a presas de sus madrigueras. Hace tiempo se pensaba que el Coelophysis era caníbal ya que se había encontrado huesos de ejemplares pequeños en los abdómenes de individuos adultos pero tras nuevos análisis, se demostró que dichos huesos eran de otros lagartos y no de Coelophysis juveniles. Este dinosaurio es rico en yacimientos, se han descubierto cientos de ejemplares acumulados en Ghost Ranch (Nuevo México), posiblemente víctimas de una súbita inundación (algo muy común en la época en la que vivió el Coelophysis).

Coelophysis

Huayangosaurus (Lagarto de Huayang).

Periodo: Jurásico Medio (Batoniano). Hace 165 millones de años.

Tamaño: Alrededor de 4,5 metros de longitud y 1,5 metros de altura.

Peso: Aproximadamente 450 kilogramos de peso.

Localización fósiles: Descubierto por Dong, Tang y Zhou en 1982. Se han encontrado restos en China.

El Huayangosaurus es un pequeño y primitivo estegosáurido con un cráneo más alto y corto que el del resto de sus parientes posteriores. Vivió en áreas que actualmente forman parte de China, 20 millones antes de que surgiera el Stegosaurus en América del Norte. Los descendientes del Huayangosaurus conservaron las placas de su espina dorsal y las púas de su cola, pero no así las enormes púas que se proyectaban desde la zona de sus hombros. La forma en la que sus placas de la espalda se van aproximando hacia la cola, sugiere que dichas placas evolucionaron hasta convertirse en púas. Las placas de los estegosáuridos posteriores son menos puntiagudas que las del Huayangosaurus. Respecto a las grandes púas que sobresalían de sus hombros, se desconoce su utilidad pero le habrían dado a este dinosaurio un aspecto realmente amenazante, también podrían haberlas usado como armas frente a los depredadores o incluso otros rivales de la misma especie y también para atraer a posibles parejas. El Huayangosaurus era herbívoro y tenía 14 pequeños dientes en la parte delantera de la mandíbula superior para arrancar la vegetación baja, los estegosáuridos más avanzados poseían picos sin dientes. Sus patas delanteras eran bastante más cortas que las traseras, aproximadamente tres cuartas partes de éstas, quizás para ayudarle a alcanzar las plantas más altas. La doble hilera de afiladas placas triangulares que recorrían longitudinalmente su espalda arqueada, presenta ventajas defensivas, haciendo difícil encontrar una buena superficie para morder. Las cavidades o venas en estas placas, apuntan a que pudieran haberlas utilizado para controlar la temperatura corporal  calentando o refrigerando la sangre, también podrían haber ayudado a la hora de atraer a posibles parejas por lo que quizá cambiarían de color. El Huayangosaurus al igual que otros estegosáuridos, no tenía un cerebro secundario en la zona de las caderas para controlar las partes traseras, simplemente se trataba de un amplio conjunto de nervios pélvicos común a muchos saurópsidos.

Huayangosaurus

Coelurus (Cola hueca).

Periodo: Jurásico Superior (Kimeridgiano – Titoniano). Hace 152 – 145 millones de años.

Tamaño: Alrededor de 2,4 metros de largo y 0,7 metros de altura.

Peso: Entre 13 – 20 kilogramos de peso.

Localización fósiles: Descrito en 1870 por Othniel Charles Marsh. Se han encontrado restos en Estados Unidos (Wyoming).

El Coelurus fue un dinosaurio bípedo carnívoro con largas patas y un esqueleto ligero, lo que le convertía en un ágil corredor. Su velocidad le ayudaba tanto a la hora de capturar a sus presas como para huir de los depredadores de mayor tamaño. Las vértebras huecas de la cola del Coelurus reducían el peso de este apéndice. Con su larga y ligera cola, que utilizaba tanto como para mantener el equilibrio como de improvisado “timón” para dirigirse, el Coelurus podía efectuar giros bruscos en carrera para cambiar de dirección. Sus patas largas y delgadas eran muy fuertes y le permitían saltar de forma potente a este dinosaurio. Los dientes del Coelurus eran pequeños pero afilados por lo que muy probablemente se alimentara de lagartos y pequeños mamíferos sobre los que se abalanzaba y capturaba por sorpresa. Las manos del Coelurus presentaban tres dedos que terminaba en unas garras curvadas, lo que le permitía sujetar con fuerza a sus víctimas y clavarlas en el cuerpo del animal que se debatía. El Coelurus se conoce por la mayor parte del esqueleto de un solo individuo, incluyendo las numerosas vértebras, partes de la pelvis y cintura escapular, y mucho de los miembros superior e inferior, almacenado en el Museo Peabody de Historia Natural de New Haven (Estados Unidos). Estudios actuales nos indican que el Coelurus habría estado recubierto de plumas.

Coelurus

Compsognathus (Mandíbula delicada).

Periodo: Jurásico Superior (Titoniano). Hace 150 millones de años.

Tamaño: Entre 0,7 – 1,4 metros de largo y alrededor de 26 centímetros de altura.

Peso: Aproximadamente 3 kilogramos de peso.

Localización fósiles: Descubierto por Joseph Oberndorfer durante la década de 1850. Se han encontrado restos en Francia y Alemania.

El Compsognathus es uno de los dinosaurios no aviares de menor tamaño que se conocen. Sus fósiles son tan delicados y similares a los de los pájaros, que se utilizó como argumento en el debate de si los dinosaurios son los antepasados de las aves actuales. Este dinosaurio del tamaño de un pollo,, saltaba sobre sus pequeñas presas con la ayuda de sus largas patas. A su vez poseía tres garras en cada pata que eran idóneas para capturar a sus escurridizas presas, principalmente lagartos de veloces movimientos. La larga cola del Compsognathus actuaba como contrapeso cuando este rápido dinosaurio perseguía a sus presas, ayudándole además a realizar rápidos giros y movimientos cuando él mismo huía de depredadores de mayor tamaño. Sus dientes eran pequeños y afilados, señalando una dieta basada principalmente en lagartos como mencionamos anteriormente y también en insectos, peces y pequeños mamíferos. El cuello relativamente largo y flexible del Compsognathus le habría ayudado a vigilar sus alrededores o a rastrear la zona en busca de posibles presas. Recientes descubrimientos fósiles nos indican que el cuerpo de este dinosaurio estaba recubierto de plumas de pequeño tamaño similares a los plumones, posiblemente desempeñarían una función aislante.

Compsognathus

Ornitholestes (Cazador de aves).

Periodo: Jurásico Superior (Titoniano). Hace 145 millones de años.

Tamaño: Alrededor de 2 metros de largo y 0,8 metros de altura.

Peso: Aproximadamente 13 kilogramos de peso.

Localización fósiles: Descubierto en 1900 y descrito por Henry Fairfield Osborn en 1903. Se han encontrado restos en Estados Unidos (Wyoming).

El Orntiholestes fue un depredador bípedo ágil, que corría con gran rapidez para capturar a sus presas en los hábitats boscosos en los que subsistía. Al ser un pequeño depredador que vivió en la época dominada por los enormes terópodos, vigilaría constantemente la presencia de posibles peligros utilizando para ello sus grandes ojos. La estructura ligera del Ornitholestes y sus patas ligeras y fuertes le convertían en un dinosaurio rápido que utilizaba su cola como contrapeso, la cual le ayudaría a maniobrar mientras corría. Posiblemente se alimentaría de presas pequeñas como mamíferos, lagartos o crías desatendidas de otros dinosaurios. Su estrecha cabeza poseía unas mandíbulas que estaban equipadas con afilados dientes cónicos, siendo los de mayor tamaño los que se encontraban en la parte delantera de su boca para poder morder y aferrar mejor a sus presas. El tercer dedo de sus patas delanteras podía actuar como un pulgar, por lo que permitía al Ornitholestes aplicar una presa mortal sobre sus víctimas. Es muy posible que el cuerpo de este dinosaurio estuviese recubierto de una especie de plumón muy similar al de las aves actuales.

Ornitholestes

Hypsilophodon (Dientes protuberantes).

Periodo: Cretácico Inferior (Barremiano). Hace 124 millones de años.

Tamaño: Alrededor de 2 metros de longitud y 1,2 metros de altura.

Peso: Aproximadamente 70 kilogramos de peso.

Localización fósiles: Descubierto en 1849 y nombrado en 1870 por Thomas H. Huxley. Se han encontrado restos en Inglaterra, Portugal y España.

El Hypsilophodon fue un dinosaurio relativamente primitivo, que apenas cambió entre los periodos Jurásico Superior y Cretácico Inferior. Poseía cinco dedos en cada “mano” y dientes en la parte delantera de su mandíbula, unos rasgos que desaparecieron en sus contemporáneos más evolucionados. El Hypsilophodon se descubrió en los albores de la paleontología y ha sufrido constantes casos de identificación errónea. Sus restos encontrados en 1849 se confundieron con los del Iguanodon, un error que no se solventó hasta 1870. También se creó la suposición en 1882 de que era un dinosaurio que podía trepar por los árboles, y esto no fue corregido hasta 1974. En 1979 se creyó por error el haber descubierto el primer hueso de Hypsilophodon fuera de Europa, en concreto en Dakota del Sur (Estados Unidos) pero este hallazgo también se descartó. El descubrimiento de delgadas placas mineralizadas apuntó hacia la posibilidad de que este animal estuviese cubierto por una coraza, pero actualmente se cree que simplemente se trata de una huella de cartílago. El Hypsilophondon tenía largas espinillas y sus cortos y robustos muslos convertían a este dinosaurio en un rápido corredor, capaz de escapar de la mayoría de los depredadores. Los dientes del Hypsilophodon se encontraban en su mayoría situados en la parte posterior de su mandíbula, lo que apunta a que poseía carrillos en sus mejillas, estos carrillos hacían que masticar el alimento le resultase más sencillo, principalmente vegetación baja. Se cree que el Hypsilophodon vivía en manadas.

Hypsilophodon

Más información sobre dinosaurios en:

Clasificación de los dinosaurios 

Grandes dinosaurios carnívoros Parte IParte II

Grandes dinosaurios herbívoros Parte I & Parte II

Grandes dinosaurios Parte I & Parte II

Pequeños dinosaurios Parte II & Parte III

Fuentes: Wikipedia, Enciclopedia Dinosaurios (Edimat), elaboración propia.

Anuncios
 

Etiquetas: , ,

8 Respuestas a “Pequeños Dinosaurios I

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: