RSS

Runas Vikingas II

06 Oct

Eiwaz (ï – ēo): Tejo.

Simbología: Esta runa simboliza la prevención y la defensa, requiriendo perseverancia, precaución y aconsejando tener paciencia ya que en los períodos en que somos sometidos a pruebas, acumulamos poder para prevenir bloqueos y derrotas. También anuncia una etapa de espera que permite simbólicamente que la fuente se llene de agua y la fruta madure. Nos señala a su vez que una vez que la decisión es clara, el hacer posterior viene sin esfuerzo ya que el universo apoya nuestro proceder.

Eoh (Eiwaz) byþ utan unsmeþe treow,

heard hrusan fæst, hyrde fyres,

wyrtrumun underwreþyd, wyn on eþle.

El tejo es un árbol de áspera corteza,

duro e inalterable, se soporta por sus raíces,

un guardián de las llamas y la alegría de una finca.

Peorð (p): Peral – Instrumento de viento-madera.

Simbología: Esta es una de lo escondido, lo secreto, de lo sacerdotal y del misterio. Peorð significa experimentar una muerte psíquica para la renovación del espíritu, es por eso que se asocia con frecuencia esta runa con el Fénix, indicando que fuerzas poderosas están iniciando un camino de profunda transformación interna. Podría advertir también de la llegada de ganancias inesperadas desde el punto de vista mundano, vía libre de trabas, a semejanza del vuelo del águila. Si Peorð aparece invertida, sugiere el final de los viejos caminos, repetir de nuevo lo antiguo sería sufrir en vano ya que el ser interno está cambiando a niveles muy profundos y es necesario recurrir a la paciencia, constancia y perseverancia para continuar adelante.

Peorð byþ symble plega and hlehter,

wlancum [on middum], ðar wigan sittaþ,

on beorsele bliþe ætsomne.

Peorð es la fuente de diversión y entretenimiento,

para los orgullosos guerreros que se sientan,

juntos alegremente en la taberna.

Ýr/Algiz (r): Tejo – Alce.

Simbología: Esta runa está relacionada con el control de las emociones y la fuerte actividad mental, advirtiendo de que no podemos dejarnos llevar por ellas en períodos de cambio, tránsito u autotransformación. Ýr sirve como un espejo para nuestro guerrero espiritual, dejando claro que la acción oportuna y la conducta correcta son la única protección auténtica que tenemos frente al dolor y lo que nos hará progresar. Si la runa aparece invertida, señala que debemos evitar llevar la carga de otras personas de nuestro entorno y que si lo hacemos, hay que tomar conciencia de ello y asumir las responsabilidades de nuestras propias acciones, toca aprender a preocuparse, aprendiendo de todo lo que ocurre, haciendo siempre gala de la cortesía y la sobriedad.

Ýr er vetrgrønstr viða,

vænt er, er brennr, at sviða.

El tejo es el árbol más verde en invierno,

acostumbra a crepitar cuando arde.

Sól (s): Sol.

Simbología: Esta runa cíclica de gran poder simbólico, significa totalidad que es lo que nuestra naturaleza exige. Trae consigo el impulso de autorrealización e indica el camino seguir desde la fuerza misma de la individualidad. Nuevamente aparece la figura del guerrero espiritual, el cual está en busca de la mencionada totalidad, encontrar la esencia cuya parte hay que hacer consciente. Esta runa puede hacer mención también a la necesidad de abrirse a la luz, iluminando aquella parte de la existencia que había permanecido secreta e inexplorada, aceptando así ciertos sentimientos negados durante mucho tiempo. Sól simboliza el camino e ilumina la meta que es el corazón humano. Al igual que otras runas, Sól no tiene posición invertida pero a pesar de ello, puede hacer mención a posibles problemas bajo circunstancias de presión.

Sól er landa ljóme,

lúti ek helgum dóme.

El Sol es la luz del mundo,

Yo me inclino ante el designio divino.

Týr (t – d): Dios Tyr.

Simbología: Esta runa simboliza la poderosa energía del guerrero cuyas características apuntan a reforzar la voluntad a través de la acción correcta, permaneciendo despegado de los resultados y al mismo tiempo, consciente para discriminar todo aquello antiguo y muerto. La virtud y principal simbolismo de esta runa es la paciencia para moldear el carácter mediante la práctica de la introspección personal. Si Týr aparece invertida, indicaría el peligro de dejar escapar la energía por acciones precipitadas o realizadas en momentos inoportunos, alertando de la posibilidad de tener perturbaciones emocionales o de conductas arriesgadas y aventureras.

Týr es einhendr Asa,

opt verðr smiðr at blasa.

Týr es el Æsir manco,

a menudo el herrero tiene que soplar.

Bjarkan (b): Abedul.

Simbología: Esta es la runa cíclica del renacimiento y de los procesos de la vida, denota una forma de fertilidad que promueve el crecimiento simbólico y real. Este crecimiento puede tener relación con asuntos mundanos o familiares, así como con nuestra propia parte divina. Se asocia también a esta runa cualidades de floración y maduración, así como con el poder para influir en el desarrollo y la suave transformación de los seres a través de la constancia y la actitud correcta. Si Bjarkan aparece invertida, indicaría que ciertos acontecimientos pueden interferir con el desarrollo de la nueva vida, mostrando una gran inseguridad de cual debe de ser la actitud correcta. Quizá es una señal de que se han antepuesto deseos personales a los de los demás.

Bjarkan er laufgrønstr líma,

Loki bar flærða tíma.

El abedul es el arbusto con las hojas más verdes,

Loki tiene suerte con su engaño.

Ehwaz (e): Caballo.

Simbología: Esta runa simboliza el progreso, el movimiento, los cambios físicos y la nueva vida. Se la puede definir como una runa de tránsito y transición, con desarrollo gradual y progreso constante. Ehwaz advierte de la necesidad de efectuar un esfuerzo moral y de tener gran perseverancia en la búsqueda de las metas que nos proponemos. El símbolo de esta runa es el caballo, el cual representa el Sol que se desplaza a través del cielo. Si la runa aparece invertida, nos señalará que el movimiento parece bloqueado, alertando de la existencia de oportunidades que no deben de ser pasadas por alto y que tal vez la acción correcta ante ello es precisamente la no acción.

Eh (Ehwaz) byþ for eorlum æþelinga wyn,

hors hofum wlanc, ðær him hæleþ ymb[e],

welege on wicgum wrixlaþ spræce,

and biþ unstyllum æfre frofur.

El caballo es la alegría de los príncipes en presencia de los guerreros,

un corcel es el orgullo de sus cascos,

cuando los hombres ricos a lomos de su caballo intercambian palabras sobre ello,

y siempre es una fuente de comodidad para el inquieto.

Maðr (m): Hombre.

Simbología: Esta runa indica el punto inicial del ser, simbolizando un movimiento orientado hacia la claridad y el deseo de cambiar, siendo fundamental tener una relación correcta con el yo interno porque de él fluyen los sentimientos elevados hacia los demás y hacia lo divino. Esta runa aconseja ser humilde, moderado y honesto a fin de dar una dirección adecuada a la forma de vida. Si Maðr aparece invertida, denota una sensación de bloqueo ante la que hay que enfrentarse y liberarse, no importando para ello el coste a pagar. No sería pues momento de volcarse hacia el exterior sino más bien hacia el propio interior, e identificar así al “enemigo” que está actuando en contra de nosotros.

Maðr er moldar auki,

mikil er græip á hauki.

El hombre es el desarrollo del polvo,

grande es la garra de la rapaz.

Lögr (l): Agua.

Simbología: Lögr es la runa que más se asocia con el agua y con el flujo de las mareas, psiquismo y emociones que indica la atracción hacia el inconsciente, el pasado, la inmersión en los sentimientos y hacia nuestro propio génesis como persona. Estando aquí activados los poderes invisibles, creativos y fértiles de la naturaleza. Esta runa indica un período para realizar limpieza, evaluar y reorganizar aspectos espirituales y del camino hacia la autorrealización. Si Lögr aparece invertida, nos estaría advirtiendo en contra del exceso, aconsejando a no excedernos en el uso de la propia fuerza u operar más allá de nuestro propio poder y capacidad, destacando nuestra incapacidad para usar de modo apropiado la sabiduría del instinto.

Lögr er, fællr ór fjalle foss,

en gull ero nosser.

Una catarata es un río que cae de la ladera de una montaña,

pero los ornamentos son de oro.

Ingwaz (ŋ): Ingwaz (personaje mitológico).

Simbología: Esta runa cíclica señala nuevos comienzo y hace referencia al Dios Héroe. Se relaciona también con la Luna y el Yin, energía intuitiva que nos impulsa hacia la armonización y conciliación en la esfera de las relaciones personales. Personifica la necesidad de compartir el anhelo de ser deseado y la búsqueda de ideales similares. Marca un tiempo de entrega a la alegría, de nueva vida y novedosos comienzos, tendríamos así la fuerza suficiente como para lograr completarnos y comenzar de nuevo. Junto a esta iluminación, se logra la liberación de las tensiones e incertidumbres.

Ing (Ingwaz) wæs ærest mid Eástdenum,

gesewen secgum, oð he síððan eást,

ofer wæg gewát. wæn æfter ran.

þus Heardingas þone hæle nemdon.

Ing el primero de los daneses de Este,

es considerado, hasta que partió hacia el Este,

por el mar, su carro le siguió.

Así los “Heardings” le llamaron héroe.

Ōþalan (o – œ): Herencia.

Simbología: Esta es la runa de la retirada, de la separación y de la herencia. También en su simbolismo están las cualidades de los beneficios y la prosperidad. Señala el momento de apartar caminos, de abandonar antiguas formas y descartar las relaciones que no son satisfactorias, llegando el momento del cambio total y de la separación radical pero sabiendo cuándo y cómo poseer la firmeza para llevar a cabo dicha acción. Si la runa aparece invertida, nos aconsejaría el esforzarnos para no llevar una conducta mecánica, despreocupada e inconsciente, arraigado en los viejos condicionamientos. La actitud correcta sería la fluidez y no la rigidez, llevando siempre por delante la honestidad.

Eþel (Ōþalan) byþ oferleof æghwylcum men,

gif he mot ðær rihtes and gerysena on,

brucan on bolde bleadum oftast.

Una finca es muy querida por todo hombre,

si puede disfrutar allí en su casa,

todo ello es apropiado en constante prosperidad.

Dagaz (d): Día.

Simbología: Esta es la última runa del ciclo de autotransformación. Señala etapas de logros y prosperidad pero también un profundo cambio o irrupción en el proceso de la evolución propia. La transformación puede ser tan radical que no podamos llegar a acostumbrarnos a ella aunque dicha transformación sea inevitable de todas formas y la oscuridad quede atrás. Hay una etapa en la vida que si se reconoce y aprovecha oportunamente, transforma el curso de la existencia para siempre. Esta runa revela su naturaleza guerrera.

Dæg (Dagaz) byþ drihtnes sond, deore mannum,

mære metodes leoht, myrgþ and tohiht,

eadgum and earmum, eallum brice.

El día es el mensajero del Señor, amado por los hombres,

gloriosa luz del creador, alegría y esperanza,

para el rico y el pobre, a todos alegra.

Óðinn (Runa en blanco).

Simbología: Lo desconocido, vacío como fin, vacío como comienzo. Esta es la runa de la confianza total, la transmutación absoluta, la energía del cambio personal y por todo ello debe de ser tomada como una evidencia de su contacto más cercano con el verdadero destino. Puede presagiar la muerte pero en general, sería una muerte simbólica, relacionada posiblemente con alguna parte de la vida tal como se está viviendo en la actualidad. La aparición de esta runa también trae miedos profundos pero allí, en ese vacío, también se puede encontrar todo lo mejor y nuestras más reales capacidades potenciales. Óðinn nos señala la senda del karma desde la perspectiva rúnica, nada está predestinado, nada hay que no pueda ser evitado.

Veit ek, at ek hekk,

vindga meiði á,

nætr allar níu,

geiri undaðr,

ok gefinn Óðni,

sjalfr sjalfum mér,

á þeim meiði,

er manngi veit,

hvers af rótum renn.

Við hleifi mik sældu,

né við hornigi,

nýsta ek niðr,

nam ek upp rúnar,

æpandi nam,

fell ek aftr þaðan.

Sé que colgué,

en un árbol mecido por el viento,

nueve largas noches,

herido con una lanza,

y dedicado a Odín,

yo ofrecido a mí mismo,

en aquel árbol del cual nadie,

conoce el origen de sus raíces.

No me dieron pan,

ni de beber de un cuerno,

miré hacia lo hondo,

tomé las runas,

las tomé entre gritos,

luego me desplomé a la tierra.

Edda poética – Hávamál, estrofa 138.

Todos los nombres de las runas están escritos en Nórdico Antiguo excepto Eiwaz, Peorð, Algiz, Ehwaz, Ingwaz, Ōþalan y Dagaz que están redactados en Protonórdico.

Todos los poemas rúnicos están escritos en Nórdico Antiguo, excepto Eiwaz, Peorð, Ehwaz, Ingwaz, Ōþalan y Dagaz que están redactados en Anglosajón.

Todas las imágenes por La Exuberancia de Hades.

Fuentes: Wikipedia, elaboración propia.

Anuncios
 
1 comentario

Publicado por en 6 octubre, 2012 en Entretenimiento, Historia

 

Etiquetas: , ,

Una respuesta a “Runas Vikingas II

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: