RSS

DeathGlam

17 Ene

Lenguas lamiendo tu piel, tantas que no podrías ni siquiera contarlas y observas entre la confusión como esas pastillas mezcladas con sangre que te ha “recetado” tu peor amigo (yo) se disuelven en el amargo whisky de doce años que contiene un vaso de cristal centelleante que descansa al lado de un cenicero repleto de cigarros arrugados y aún ligeramente humeantes. Sonrío burlonamente y levanto mis cejas… Te gustará, esta es mi sentencia para ti.

¿Duele?, creo que la última moda te está matando cariño y pronto una nieve gris y sucia cubrirá tu hermoso cadáver disfrazado de Dolce & Gabbana, nos sumergiremos en esta noche iluminada de tormenta eléctrica en la que los rayos que ya fluyen entre tus venas contorsionarán tu cuerpo. ¿Y las lenguas?, las lenguas seguirán lamiéndote, dejando tras de sí un camino de sangre viscosa en tu blanca y mortecina piel.

Satén, seda, raso, tu lecho es frío y superficial, ¿este es el glamour que tanto necesitabas y deseabas?, debes saber que se convierte en el patíbulo de tu alma en este mismo momento porque hoy eres la bella novia de la muerte y las nupcias ya han comenzado. Déjame ser el padrino de tu fúnebre unión o mejor, ahora que lo pienso con calma, déjame a mí oficiar tu sacrílega y profanadora ceremonia, déjame ser el Santo Patrón de la Angustia que te bendiga de todo dolor (corazón) y lamer tus labios por última vez.

Me acerco a tu lecho, no digas nada, ni lo intentes y tan solo respira el polvo en el que se transforman mis manos, todos los secretos, todas las jodidas mentiras hoy terminarán contigo, ¿puedes ahogar un grito que salga de lo más profundo de tu interior?. Calma, no digas nada cariño, percibe el veneno de mis palabras y respira el polvo diamantino de la muerte, respira hasta que dejes de hacerlo, ¿puedes gritar?, ¿puedes maldecir por última vez la ridícula decadencia que nos rodea?.

Poco rato después todo ha terminado, los gemidos que se oyen cada vez más a lo lejos son como los de un niño que sufre, pero el viento ya se los lleva consigo disipándolos y las lenguas, las lenguas seguirán lamiéndote, deseándote, ensuciando la poca pureza que quedaba en nuestro sufrir. Pronto todos nosotros quedaremos cubiertos de gélida nieve y seremos nada en medio de una oscuridad de olvido. Se hará el silencio.

Felicidad exterminada.

TS

 
Deja un comentario

Publicado por en 17 enero, 2009 en Mis Relatos

 

Etiquetas: ,

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: