RSS

Regreso

16 Oct

Sentado en estas escaleras de mármol desgastado contemplo el jardín de nuestro hogar con nuestros queridos rosales que hace tiempo ya se marchitaron, los pétalos se deshacen en miles de fragmentos entre mis manos, el viento se los lleva volando al tiempo que mece mi pelo que cubre mis ojos y mi cara. Podría seguir inmóvil miles de años, hasta que alguien me arrebatara de este mundo pero no podría porque aquí sigo esperando tu regreso, no me moveré, no viviré, no abriré los ojos hasta volver a sentirte a mi lado.

Llevo tus lágrimas fluyendo dentro de mis venas, cada vez que llegan a mi corazón la angustia carcome mi interior hasta hacerme partir como madera seca una y otra vez, volcado en este suelo de otoño, podría ser el fin y… es tan real. Siento como si un invierno nuclear hubiera estallado en mis entrañas convirtiéndolo todo en un ceniciento páramo, locura eterna, una vorágine de sentimientos, cada cual más decadente que el anterior, tan solo por ti cariño, esto es por ti mi amor.

Estás sentada, desnuda sobre una cama arrebatada en pasión, no me ves, soy como ese fantasma que nunca se ha ido, atado a ti, al veneno que fluyó de tu boca dentro de la mía. Verteré palabras en tus oídos mientras te miras en un espejo cuya superficie parece ser como un lago cuya agua es mecida por una suave marea: ¿Me quieres?, te deseo, no puedo tocarte, mírame porque no soporto tu mirada perdida en el infinito, te odio por estar tan cerca y tan lejos a la vez, escúchame, necesito que me escuches una sola vez… Te querré siempre…

El tesoro más preciado que un hombre pudiera conocer en este universo sería el roce de tus labios. Tú, tan frágil como eres tienes todo el poder sobre mi alma y yo aquí sigo recordando esos besos tan intensos que nos dábamos, un pequeño Nirvana en cada uno de ellos, cada caricia estremeciendo la piel ávida de ti. ¿De qué me sirve esta eternidad tan vacía si no puedo tenerte?, preguntaré cientos de veces a las estrellas que se ven desde nuestro jardín esperando esa respuesta que nunca llega… ¿Estoy viviendo de cenizas?, ¿respiro el veneno de una eternidad de vacío?, ¿será posible que te olvides de mí y no vuelvas más?… Solo puede haber gloria contigo.

Pueden considerarme un blasfemo pero tú eres mi Virgen María, perfumada en rosas, tan bella que la luna se postra a tus pies. A veces te rezo anhelando ese milagro que te traiga otra vez aquí, ese caminar juntos de la mano flotando por encima de océanos, tu altar es mi corazón, siempre te llevo conmigo, nunca lo olvides porque esto es para siempre. Puedes colocarme una corona de espinas sobre mi cabeza que yo de rodillas con las manos unidas seguiré rezándote ahorcado en la apostasía…

Óyeme mi princesa, sabes bien que inventaría cientos de cuentos para ti solo por verte sonreír, mil formas de decirte te quiero, hemos conseguido tanto juntos que casi no nos hemos dado cuenta de ello y ahora pasamos la prueba de la ausencia esperando encontrarnos una vez más en la meta. Nena, el desastre está enamorado de nosotros, a veces la amargura es nuestra única elección mi amor, mi amor… En esta oscura y lluviosa noche tan cerca de la llama de nuestra chimenea, mi mente se quema a fuego lento pensando en ti, si me vieras podrías ver lágrimas de plata en mi rostro, cariño esto está torturando nuestro presente.

Quiero ser libre para seguirte allí donde vayas pero antes debemos matar a nuestros demonios, no habrá perdón, no perdonaré a tus enemigos, no perdonaré a tus males, no puede haber compasión cariño. Susúrrame al oído una vez más, abrázame, tan cerca que pueda sentir el compás de los latidos de tu corazón, háblame bajo, háblame despacio, estamos cubiertos de noche, enamorados, quiero volver a oírte decir de tus labios esas palabras que tanto añoro… ¿No ves que esto es el cielo?.

Eres mi dama y voy a beber el pecado de tus labios, caeremos borrachos de pasión a un suelo cubierto terciopelo color sangre, tapados con las sombras más espesas que hayan surgido jamás del Hades y volveremos ser Tú y Yo, una dualidad unida funcionando como un solo cuerpo, nada más volverá a importar ya salvo nosotros.

Nadie que seas tú puede entender todo lo que estoy escribiendo, nadie que no seas tú puede comprender estas palabras que para los demás serán prosa nacida de las entrañas de un loco enamorado pero esto no es para ellos, esto es solo para ti cariño, para ti mi amor, solo para ti… Esta es nuestra historia.

Anuncios
 
2 comentarios

Publicado por en 16 octubre, 2007 en Mis Relatos

 

Etiquetas: ,

2 Respuestas a “Regreso

  1. YoKaNa

    22 octubre, 2007 at 12:07

    Que triste historia…. :(((((

     
  2. laura

    27 octubre, 2007 at 12:29

    La has colgado!! Merece ser leida por mucha gente y valorada como lo que es, una bella historia que anhela un buen final.
    Verás como al final, la trama llega a buen fin.
    UN saludo y ya sabes, es precioso.

     

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: